El conjunto monumental es el segundo más visitado de Andalucía tras la Alhambra
Turistas en la Alcazaba, en una imagen de archivo.   La Voz.

El Conjunto Monumental de la Alcazaba de Almería recibió el pasado año 281.038 visitantes, lo que supone un incremento del 18,7 por ciento más que en 2015, año en el que recibió 230.236 usuarios, de modo que el 2016 fue el de mayor afluencia de público desde el año 2000, primer año con estadísticas en la fortaleza.

Según han indicado a Europa Press fuentes del Gobierno andaluz, la Alcazaba es el segundo conjunto monumental más visitado de Andalucía, después de la Alhambra de Granada, y el tercero, en lo que a conjuntos monumentales, arqueológicos y enclaves se refiere, después de la Sinagoga de Córdoba y el teatro romano de Málaga, de los 33 lugares que forman parte de la Red de Espacios Culturales de Andalucía, tutelados por la Junta de Andalucía.

En cuanto al origen de los visitantes, el 25 por ciento son almerienses (70.370), el 12 por ciento lo son andaluces (34.358), el 35 por ciento del resto de España (98.956), siendo catalanes, castellano-manchegos y valencianos los que más la visitan, el 23 por ciento son ciudadanos de la Unión Europea (63.737), y finalmente, el cinco por ciento restante, lo hacen desde diferentes fronteras fuera de la Unión Europea (13.613).

Los meses de mayor afluencia al conjunto fueron agosto, con 54.658 visitantes, seguido de julio, marzo, mayo y abril; y el de menos visitas, el mes de diciembre con 10.099 usuarios, seguidos de enero y noviembre.

Del cómputo total de visitantes, 23.681 personas lo han hecho a alguna de las actividades organizadas durante el pasado año por la Alcazaba de las más de 40 actividades --sin incluir las visitas escolares o a grupos-- organizadas. Entre ellas destacan sin duda, las actividades organizadas durante los meses de verano.

Las estadísticas, según ha abundado el director del Conjunto, Arturo del Pino, "demuestran en este último año un divorcio entre la escuela y la Alcazaba, pues apenas nos han visitado 4.000 escolares almerienses, frente a los 10.000 que ya lo hacen al Museo de Almería, por ejemplo".

Por ello, entiende, que sea fundamental "volver a conectar con la escuela, con los barrios, con los colectivos, para fomentar la alcazaba como un recurso didáctico transversal donde se genere conocimiento histórico, se fomente la conservación patrimonial, y además se ofrezca ésta como lugar de recreo, de diversión y comunión con la naturaleza". "Existen muchas alcazabas por descubrir", ha apostillado.

Especialmente destacable es la asistencia a las representaciones teatrales de las Jornadas del Siglo de Oro, donde asistieron 4.380 personas, o las visitas didácticas, donde participaron más de 500 personas. Otras actividades, por su interés, han sido el programa de visitas a los ´Espacios ocultos´, la celebración del ´Día de Andalucía´, el de ´Monumentos y sitios´, ´Día de los museos´, la ´Noche en Blanco´, los talleres de otoño, o la prolija programación de actividades para el periodo navideño.

En cuanto a las visitas individuales o en grupo, 236.533 corresponde a lo primero, y 44.505 al segundo caso. Se han realizado 240 visitas a grupos escolares, el Ayuntamiento de Almería realizó 67, al Imserso 353 y otras agencias realizaron 710, lo que supone 1.370 visitas en grupo a la Alcazaba.

Visitante local
​Para el director del Conjunto Monumental, Arturo del Pino, si bien la cifra de visitantes almerienses "no es baja", "lo cierto es que son uno de los públicos que menos visitan la Alcazaba, ya que detrás de estas cifras se esconde un visitante local que lo hace con muchísima frecuencia, y sobre todo que repite con asiduidad en las actividades que organizamos, bien por campaña, bien durante el verano, temporada ésta donde se concentran los picos máximos de visitas".

Así, ha asegurado que los esfuerzos se centrarán en el visitante local en los próximos meses. Para el delegado territorial, Alfredo Valdivia, si bien los datos son "espectaculares" y "beneficiosos para la economía y el empleo almeriense", la idea es "centrarse en el visitante, como usuario específico de la oferta cultural y educativa que hace la Alcazaba, sin olvidar su conservación e inversión en el Conjunto Monumental".

En este sentido, Valdivia ha recordado "el proyecto de iluminación interior, redistribución interior y sistemas de seguridad que está bastante avanzado y del que se ha informado a la Comisión de seguimiento del Foro de la Alcazaba, así como de la actuación integral en la muralla Norte con presupuesto para este año y la iluminación exterior con la Fundación Endesa".

Para el director de la Alcazaba, con estos datos en la mano, "vamos analizarlos con rigor, pues la investigación sobre público es un instrumento de gestión integrado, que nos ayudará a planificar y programar teniendo en cuenta los intereses y necesidades del visitante".

"Se hace necesario un análisis de público donde los elementos a tener en cuenta sean múltiples, desde el propio Conjunto como inmueble hasta la atención, la información facilitada, la museografía, los recorridos o itinerarios, la comodidad o accesibilidad", entre otros, según Del Pino.